NACIONAL. Cambios en la COFEPRIS abren oportunidad para corregir rezagos que afectan la productividad del campo mexicano

* De acuerdo a la Ley General de Salud, cualquier plaguicida o nutriente vegetal que se comercialice en México debe contar con un Registro Sanitario que tiene vigencia de 5 años, prorrogables.

· Los plaguicidas son esenciales para garantizar la productividad del campo y, con ello, sentar las bases para la seguridad alimentaria.

· Más de DOS MIL TRÁMITES atrasados generan cuellos de botella para productores agrícolas impactando costos de producción.

· La llegada de nuevos funcionarios abre la puerta para que la COFEPRIS sea más eficaz, transparente y evite la discrecionalidad en sus procesos de autorización.

AGENCIAS

CHIAPAS.- La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) tiene un papel clave que incide en la productividad del campo mexicano porque por ley le corresponde otorgar los permisos de importación de plaguicidas y nutrientes vegetales, así como el registro sanitario VIGENTE, que se emite después de dichos permisos.

Desde el inicio de la actual administración, la Industria de Protección de Cultivos ha visto cómo se han retrasado múltiples trámites. “Tenemos más de dos mil trámites rezagados, que incluyen 840 registros de nuevos productos, así como prórrogas que no han sido autorizadas, lo cual no permite al agricultor contar con un portafolio más amplio de insumos para la protección de sus cultivos, disminuyendo su competitividad e impactando sus costos de producción”, así lo señaló Cristian García de Paz, Director Ejecutivo de Protección de Cultivos, Ciencia y Tecnología, (PROCCYT).

Frente a la acumulación de rezagos en los trámites de la COFEPRIS, el Ing. Luis Eduardo González Cepeda, presidente de la Unión Mexicana de Fabricantes y Formuladores de Agroquímicos, A.C.,

(UMFFAAC) dijo que, solo la organización que preside, ha enviado más de 11 oficios escritos desde 2018 a la fecha sin encontrar respuesta alguna, y le han sido rechazadas solicitudes de audiencia que le permita a la Industria de Protección de Cultivos externar a las autoridades sanitarias las consecuencias que el retraso en el procesamiento de trámites tiene en los trabajadores agrícolas y la productividad del campo mexicano.

Debido a esta situación, la Industria buscó la interlocución con las autoridades sanitarias a través del Consejo Nacional Agropecuario (CNA) y hasta la fecha no se ha tenido éxito en las gestiones para resolver un cuello de botella que tiene un impacto social y económico relevante para un sector clave de la economía nacional, como es la actividad agrícola.

Con motivo de los cambios en la COFEPRIS, la Industria de Protección de Cultivos espera que con la llegada de nuevos funcionarios en áreas clave, como la Comisión de Autorización Sanitaria y la Comisión de Operación Sanitaria, se tenga la oportunidad de ir abatiendo los rezagos que se han convertido en un freno a la importación de productos fitosanitarios esenciales para la productividad del campo mexicano.

La Industria también ve una oportunidad para que la COFEPRIS opere con mayor transparencia, eficacia y transversalidad con otras dependencias oficiales, como la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales y la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, conforme a las recomendaciones que la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, (OCDE) que hará oficiales en los próximos días, de acuerdo al estudio denominado “Gobernanza Regulatoria en el Sector de Plaguicidas de México”.

Finalmente, el Director de PROCCYT, hizo un respetuoso exhorto a las autoridades de COFEPRIS para que, teniendo en cuenta el daño económico y social que generan los rezagos en los trámites para permisos de importación de productos fitosanitarios, se muestre la disposición a superar inercias que terminan afectando incluso metas de la actual administración como lograr la seguridad alimentaria del país.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.