Caravana migrante deja Chiapas y llega a Oaxaca; seguirán hacia la CDMX para solicitar documentación

AGENCIAS 

Corazones, Oax., 07 NOV.-Poco antes de las 9:00 de la mañana de este domingo, integrantes de la caravana migrante dejaron territorio de Chiapas y empezaron a ingresar a Oaxaca. El cruce tuvo lugar en la localidad de Corazones, en el municipio de Chauites.

                Los migrantes eran esperados por  personal del Instituto Nacional de Migración (INM) y de Protección al Migrante Beta Sur, para ofrecerles la posibilidad de regularizar su situación migratoria en el estado de Puebla, ofrecimiento que fue rechazado.

                Así, el contingente integrado por unos 3 mil 500 extranjeros, la mitad menores de 7 años, abandonó territorio chiapaneco tras recorrer 246 kilómetros en 16 días, durante los cuales solo en una ocasión se enfrentaron con elementos de la Guardia Nacional.

La caravana migrante de centroamericanos y haitianos dejó Chiapas la mañana de este domingo, tras haber caminado más de 300 kilómetros desde Tapachula hasta los límites de Oaxaca y Chiapas.

“¡Adiós, Chiapas, adiós, Chiapas!”, gritaron un grupo de migrantes de Venezuela, Ecuador y África al cruzar al vecino estado.

El grupo, en el que todavía caminan varios miles, salió de la comunidad Azteca a las 5:30 horas y caminaron 18 kilómetros hasta el límite entre ambos estados caminando dispersos y empezaron a caminar en grupos de 5 a 10 personas.

                Este contingente espera poder avanzar sin que las autoridades migratorias y de la Guardia Nacional continúen persiguiéndolo, ya que durante su tránsito por Chiapas, tuvieron tres enfrentamientos que dejaron varios elementos heridos.

                Esta caravana ha recorrido desde Tapachula en autoestop, caminando, de día, de noche, con lluvia y con sol. Los extranjeros caminaron sin detener su paso por las carreteras de Chiapas donde se superan los 38 grados centígrados.

                “Pero tenemos la esperanza de poder obtener los documentos en la Ciudad de México. Las autoridades mexicanas han detenido a muy pocas personas”, expresó César Martínez, originario de Nicaragua.

En los límites de Chiapas y Oaxaca, un grupo de 12 migrantes con familias se entregaron a las autoridades quienes los llevaron a Huatulco o a la ciudad de Oaxaca para entregarles sus visas por razones humanitarias para evitar que sigan caminando en la caravana.

                La caravana de migrantes llegó hasta la comunidad de Los Corazones, ya en territorio oaxaqueño, donde descansaran y retomarán su camino a Chiquihuite.

                Este grupo se puso en marcha después de que en los primeros días de septiembre las autoridades mexicanas frustraran el avance de cuatro caravanas de migrantes que partieron precisamente desde Tapachula, municipio de Chiapas fronterizo con Guatemala.

Ampollas y Cansancio Extremo

Los miles de extranjeros viajan decaídos, lastimados, con ampollas, deshidratados, con el ánimo decaído y tristes después de la larga travesía.

                María Molina es una mujer migrante originaria de Honduras que ha logrado caminar más de 200 kilómetros: «vengo cansada, llevamos los pies dañados y los ánimos están acabando, a veces comiendo y a veces no», declaró.

A pesar de los largos tramos que ha cambiado lo que quieren «es llegar a la Ciudad de México, porque voy en busca de mi hija Rizty Fabiola Andrade», contó la mujer.

«La caminata es demasiado dura, yo vengo sola, con la bendición de quien me ha dado fuerza, porque en algunos municipios nos han apoyado y en otros no», añadió.

 La mujer camina con la esperanza de encontrar a su hija, ya que en Honduras mataron a su hijo. Ella muestra ánimos de poder avanzar pero dice que estaría bien descansar dos o tres días «para poder seguir al 100 % y seguir caminando”. Con información  de María de Jeís Peters, EL UNIVERSAL, Latinus y ( EFE)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.