Un viaje a Disneyland revela que un alcalde mexicano fue narco y obtuvo ilegalmente un pasaporte de EEUU

*Un juez federal emitió el lunes una sentencia a 15 meses de prisión contra Rogelio Aboyte Limón, alcalde de una pequeña ciudad en Sonora, por tramitar, obtener y renovar un pasaporte estadounidense falsificando su identidad. Este caso ventiló su historial criminal en EEUU.

Univisión

EU.- Rogelio Aboyte Limón tenía varias identidades. En su natal Bacum, en el estado mexicano de Sonora, lo conocían como el alcalde que asumió el cargo en septiembre pasado. Pero en la frontera de Arizona lo tenían fichado como un traficante de migrantes al que arrestaron hace 20 años y en el sistema judicial de Indiana quedó registrado tras cumplir una larga condena por distribuir 46 libras de cocaína en 2010.

Pero el Departamento de Estado lo veía solo como un ciudadano estadounidense sin antecedentes penales al que le entregó un pasaporte en 2004 y se lo renovó en 2015.

Todas las mentiras de Aboyte Limón finalmente salieron a la luz el 27 de diciembre, cuando intentaba cruzar hacia EEUU por la garita de DeConcini, en Arizona, presentando el pasaporte estadounidense que obtuvo usando la identidad de otro hombre. Su plan era pasear en Disneylandcon su esposa y sus hijos.

“En múltiples ocasiones, Aboyte Limón ha usado el pasaporte para ingresar a Estados Unidos a través de los puertos de entrada en Nogales, Arizona, incluyendo (cruces ocurridos) el 18 de marzo, el 5 de abril y el 8 de mayo de 2018”, señala una acusación sometida en una corte federal.

La Fiscalía informó que un juez lo sentenció el lunes a 15 meses de prisión y tres años en libertad condicional por usar dicho pasaporte falso y someter información incorrecta para obtenerlo y renovarlo.

Cuando fue arrestado a finales de 2018, Aboyte Limón todavía era alcalde de Bacum, una pequeña ciudad a unas 300 millas al sur de Nogales. En enero, el Ayuntamiento de esa comunidad le otorgó una licencia de 90 días y sus simpatizantes aseguraban que este se encontraba en la Ciudad de México por asuntos oficiales o recibiendo tratamientos médicos en Arizona, según la prensa local.

“De haber sido elegido alcalde y ocupar el cargo por menos de tres meses, a ser arrestado y encarcelado, fue un giro tremendo de acontecimientos para él”, escribió su abogado defensor, Ramiro Flores, en un memorando presentado en la corte.

“Él estaba completamente avergonzado y quiere hacer correcciones lo antes posible”, agrega el documento.

Aboyte Limón, quien ganó la elección por la alcaldía siendo candidato del partido político de izquierda Movimiento Regeneración Nacional (Morena), firmó su declaración de culpabilidad el 22 de enero. Su abogado dijo que su cliente es consciente de que no podrá salir a tiempo para retomar el cargo.

“No está muy seguro de cómo esta convicción afectará su capacidad para continuar como alcalde de Bacum; sin embargo, está bastante seguro de que si está encarcelado el 22 de abril de 2019 (cuando se vence la licencia que le concedieron) perderá su puesto”, indicó.

Rogelio, Raúl y Jaime

De acuerdo con documentos judiciales, el político fue condenado por ingresar ilegalmente por la frontera de Arizona en 1999 y 2000. Ambas veces fue deportado a México. También terminó bajo custodia federal en Nogales acusado de guiar a un grupo de indocumentados en esa época.

Y en 2011 fue sentenciado a casi seis años de prisión en el estado de Indiana por intentar traficar 46 libras de cocaína. En ese caso, él usó el alias de Raúl López Montano. Pero después de un tiempo tras las rejas les dijo a las autoridades otra mentira: que su nombre real era Jaime Fernando Bautista.

En ese entonces, ya había obtenido un pasaporte estadounidense falso usando la información de Bautista, un hombre nacido en California que conoció en Bacum. Cuando agentes migratorios lo interrogaron, este les aseguró que solo trataba de evitar que ese delito quedara en su historial.

Tras su arresto a finales de 2018, los detectives descubrieron que el alcalde tramitó el documento de viaje a finales de 2004 presentando la información del verdadero Jaime Fernando Bautista, un ciudadano estadounidense, pero con su fotografía. El 2 de diciembre de 2015 lo renovó. Los fiscales lo acusaron de ocultar en dicho trámite su alias usado en Indiana y su convicción por narcotráfico.

Los investigadores también encontraron que el político trató cuatro veces de obtener una visa de turista con su nombre real, pero se la negaron. La última ocasión fue en 2004, unos meses antes de atreverse a obtener el pasaporte de EEUU con nombre falso.

Los fiscales federales presentaron como evidencia su credencial electoral mexicana, sus solicitudes de una visa de turista, los registros de sus dos deportaciones, los trámites del pasaporte de EEUU con otro nombre y hasta la propaganda política usada para ganar la elección en Bacum. Así compararon su nombre verdadero y las fotos.

“Un reciente anuncio de campaña en la elección para alcalde de Bacum, México, tiene la foto de Aboyte Limón con su nombre real”, indica la acusación presentada por la fiscal federal Heather Siegele.

Cargando Video…
Lo sentimos, este contenido no está disponible en tu país.
¿Es la corrupción el principal problema de México? El tan tan de César Muñoz

Al seguir el rastro, las autoridades detectaron asimismo que este se casó con su primera esposa en México en 1992 y en 2005 se divorció de ella. Unos meses después volvió a contraer nupcias con la mujer, pero usando su nombre falso, el del estadounidense Jaime Fernando Bautista. Con ese documento tramitó visas de turista para ella y sus hijos.

En 2012, Abyte Limón se casó con su segunda esposa en EEUU con la identidad falsa de Jaime Fernando, pero cinco años después contrajo nupcias en México usando su nombre real.

Este político, escribió la fiscal Siegele en un memorando, “usó múltiples identidades para manipular de manera fraudulenta las agencias y funciones del gobierno de Estados Unidos en su beneficio; al tiempo que cometía delitos de inmigración y un delito grave de narcotráfico”.

También indicó que poco le importó el juramento que hizo al alcanzar la alcaldía de Bacum, “un puesto que debería incluir el respeto de la ley”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.